San Agustín

Nos ha hecho para ti, y nuestro corazón no halla sosiego hasta que descanse en ti.